Facebook Twitter Google +1     Admin





Who the Hell...?!

motagirl2, la culpable de todo esto

¿De qué va esto?

Temas



¿Más cosas interesantes?

Elementos compartidos de motagirl2


Google



Quiero estar al dia!

- Subscribirme usando mi agregador de noticias ^^
- No, gracias, prefiero recibir un mail cuando haya nuevos artículos ;)

¿Dónde está mota?


En Anobii
En DeviantArt
En Facebook
En Flickr
En Instagram
En LastFM
En Lomography
En Tumblr
En Twitter
En YouTube


Experimental XVII (sueño)


Esta historia es un poco diferente a las demás. ¿Por qué? Pues porque procede de un sueño un poco diferente a los demás.
Sí. Ambos personajes son reales (osea, que existen),tanto la chica como el chico. Sin embargo, en mi sueño, el personaje en primera persona era el chico, osea que yo estaba soñando como si fuera él. (Sí, es un poco rayante)
Y, además, esta vez os voy a pedir un pequeño favor: escribid un final alternativo. He dejado la historia por el momento en el que desperté.
Si la siguiera yo, no tendría gracia, porque el placer de los sueños radica en que nunca sabes por dónde van a salir.
Asíque eso, leed y postead vuestro final alternativo/objetivo (excepto chu, que ya sabe quienes son los personajes xD pero tambien te dejo que escribas tu version :P)
No dejeis que esta historia tenga ese cutre-final!!




Conforme iba acercándose a la verja de la casa de acogida, sentía cómo su corazón iba latiendo cada vez más rapido.
No le gustaba demasiado el aspecto de aquel lugar , todo el mundo sabía que en realidad era una especie de reformatorio,
donde un montón de chicas vivían medio hacinadas y eran cuidadas por las monjas.
Antiguamente había sido una iglesia, o eso parecía decirle el edificio que se alzaba detrás de la vetusta verja y el pequeño jardín. aquel era el último lugar en el que le quedaba por mirar, y podía sentir su presencia muy cerca, como si pudiera todavía mantener el olor de su piel despues de aquellos seis largos años que habian pasado.
Se asomó por detrás de los barrotes, observando a una de las monjas, que seguía con cuidado a una de las chicas, que andaba
tambaleándose. De pronto, ella se volvió.
Algo tembló y se rompió dentro de él. Bajo las arañazos , todavía podía sentir que aquel era el rostro que había estado viendo en sueños durante todo el tiempo. A pesar de las heridas, sabía que seguiría siendo la piel más suave que jamás habia tocado.
Quiso gritar, quiso gritar pero no pudo, sentía un nudo en su interior. Empezó a trepar por los barrotes, consiguiendo hacer que el nombre que llevaba tanto tiempo repitiendose, saliera al fin de su garganta.


-"¡MOTA! ¡MOTA!"

Ella le miró, y él supo que ella también le había reconocido.



Entraron al interior del destartalado edificio. Por dentro era incluso peor que por fuera. Siguió a ambas (la monja no los había abandonado ni un segundo) hasta el cuartucho que ella habitaba: una cama destrozada, paredes llenas de recortes de periódico, un armario desordenado.
Cuando estuvieron a solas, se atrevió a mirarla. Era realmente obvio que el caballo la había mermado y dejado hecha un auténtico despojo, pero seguía siendo ella.
Él se sentía incapaz de empezar una conversación medianamente normal, así que preguntó lo primero que le vino
a la mente:

-"Bueno, y... ¿has tenido mucho sexo ultimamente?"
-"¿Tú qué dirías? Estos últimos años no he tenido más remedio, sí. ¿Y tú qué?"
-"Pues ya ves. Acabo de salir de la cárcel. No he tenido muchas ocasiones de... bueno, ya sabes"




Perpetrado por MotaGirl
13/10/2006 10:23 # id #. Literatura Experimental

Comentarios » Ir a formulario

motagirl

gravatar.comPerpetrado por ente maligno que habita en mota

post testeando gravatar...



¿Cuándo? 13/10/2006 10:30.


gravatar.comPerpetrado por Chú

yo es que no puedo ponerle un final alternativo molongono porque se las cosas y eso me hace tener poco libre albedrío, asín que diré a lo bruto: y por fin se acostaron (fornicaron) juntos (después de tantos y tantos años)



¿Cuándo? 13/10/2006 11:21.


gravatar.comPerpetrado por juanma

Uau, una zombi, tambaleandose por el patio de las monjas...
#mi final:
Hubo un día en que el y Mota estaban muy unidos, la misma tragedia los obligo a separase y el destino les preparó a cada uno una función cruel.
Mota había sido obligada a prostituirse para la madre superiora durante años. A el lo habían metido en la carcel, donde le dejaron el culo como un comedero de patos... Únicamente pensaban en destrozarlo todo.
Mota le preguntó:
-¿Has traido lo que te dije?
-Aquí tienes el pulsador- le dijo ofreciendole un pequeño accionador del que colgaba un cable, a continuación se descubrió el pecho y dejó ver que llevaba aproximadamente unos 2 kilos de explosivos plásticos.
-Perfecto-dijo Mota-Además hoy hay un bautizo, la iglesia está hasta arriba de gente.
- Si pudiera querer a alguien te querría a ti preciosa.
Los dos de pie, miran por el pequeño tragaluz que ha sido durante años la escapatoria de la mente politoxicomana de Mota, ella le mira a los ojos y dice:
-Este es un momento extraño de mi vida.
Mientras acciona el botón.



¿Cuándo? 13/10/2006 11:26.


gravatar.comPerpetrado por Juanan

Y entonces suena la musica de "The pixies"

http://www.youtube.com/watch?v=gGXdXcpNsv4




¿Cuándo? 13/10/2006 21:54.


gravatar.comPerpetrado por juanma

Pixies - Where Is My Mind? Lyrics

Ooh, stop.

With your feet on the air and your head on
the ground,
Try this trick and spin it, (yeah) yeah,
Your head will collapse but there’s nothing in it,
And
you’ll ask yourself:
“Where is my mind?” x3

Way
out in the water,
See it swimming?

I was
swimming in the Caribbean,
Animals were hiding behind the
rocks,
Except the little fish,
But they told me this
is where it’s gonna talk to me honeybunny:
“Where is my
mind?” x3

Way out in the water,
See it
swimming?

With your feet on the air and your head on
the ground,
Try this trick and spin it, yeah,
Your
head will collapse but there’s nothing in it,
And you’ll
ask yourself:
“Where is my mind?”

Way out in the
water,
See it swimming?



¿Cuándo? 13/10/2006 22:49.


gravatar.comPerpetrado por Kondor

No se hasta que punto he deseado esto. Durante veinte años de cautiverio he sincronizado mis dias hasta conseguir reducirlas hacerlas un suspiro, desde aquel fatidico domingo de abril.

Ella me esperaba tumbada en su divan rojo. Muchos otros hombres habian pasado por ahi. Nadie conoce hasta que punto Mónica Taliesky es capaz de avivar los más profundos deseos de la carne. Todos la llamabamos cariñosamente Mota

Mas tarde comprendí que poseerla era una maldición, y que no era su única victima.
Aquel pañuelo manchado de sangre...todavia me pregunto su procedencia. Jamás lo sabre, sólo sé que fue brutalmente asesinado por aquel angel de ojos hipnoticos, que a los hombres encandilaba. Fue su demonio interior el que me róbo media vida.

-¿Ya se el qué?
-Pensaba que lo sabrias. Tu me robaste mis sueños y me quitaste mi dignidad. Sólo queria decirte adios.

Los pasillos estaban desnudos, y un eco sordo de una denotacion reverberó durante un instante.
Un segundo que duró veinteaños de venganza.

Fine



¿Cuándo? 14/10/2006 02:30.


gravatar.comPerpetrado por }QuasaR{

Juas, XDDD komo mola, pues ke sepas ke me enkanta narrar kosas y ademas intentare ke tenga algo de koesion la historia ^^ aki va:

______________________________________________________________________________________

Ella le miró a los ojos, triste.
-"Hemos seguido caminos diferentes."
-"Sí. Pero... ahora no tendría porqué seguir siendo así."
Ella desvió la vista, inclinó la cabeza hacia el suelo, y una gota calló sobre el carcomido

suelo de madera. Él actuó como si no la hubera visto, aunque era obvio que lloraba.
-"No puede ser. Ha pasado demasiado tiempo. Mírame. ¿Qué es lo que soy? Tengo que seguir

estando aquí... ¿cómo voy a desaparecer, sin más?

El la cogió de la mano. Se sentaron en la cama.
-"Mírame."
Ella dudó y se sorbió los mocos. Aun en esa imagen tan lamentable, él la amaba más que a

nada en el mundo. De modo que le iba a costar un poco lo que iba a hacer, pero sabía que era

necesario.
-"Te he dicho que me mires."

Ella levantó la cara hacia él, dubitativa. Por alguna extraña razón tenía los ojos pintados

de negro, y los surcos que dejaban las lágrimas eran de este color. La escena era fantasmal,

porque contrastaba con su rostro, blanco, pero teñido de la luz mortecina que emanaba de una

simple bombilla que colgaba del techo. Era toda la iluminación de la estancia (o más bien

cuchitril). Las sombras en su rostro eran alargadas.

-"¿Quieres seguir aquí, Mota?"

Silencio.

...

-"¿Quieres serguir aquí y así, Mota?"
Ella solo le miraba con las cejas arqueadas y tristes.
-"...Bien, pues yo no voy a quedarme aquí. Entonces, o vienes o te quedas", y dicho esto se

levantó de la cama.
-"¡Espera! ¿A dónde vas?"
-"¿Qué más te da? ¿No vas a quedarte aquí?
-"¡Pero a mi no me dejarán! ¡Los pasillos están vigilados!
-"He venido preparado".
Se acercó nuevamente a ella. Se quitó la mochila, por alguna razón ella no había reparado en

ella hasta ahora.
-"¿Qué has traido?"
-"Acabo de salir de la cárcel. Han sido muchos años."-la miró sonriente- Pero no todos los

que debería haber cumplido."
-"¡Te has escapado!"
-"Y tú vas a hacerlo ahora conmigo."
-"¿En esta cama?"
-"¡Digo escaparnos!- la miró más detenidamente - "Sigues siendo la misma" - y rió.

Sacó 4 botellines de 20 cl. de cocacola de su mochila. Pero el contenido era transparente, y

las botellas estaban tapadas con un pequeño tapón de plástico. Ella, con más determinación

que en momentos anteriores, se levantó y cerró el grueso y negro pestillo del portón de

madera de la habitación.
Él puso 4 pañuelos al lado. Claramente eran cócteles molotov.
-"¿De dónde has sacado eso?
-"Bueno, conocí a alguna gente en la cárcel que me proporcionó ciertas cosas."
Ella siguió viendo las cosas que sacaba. No podía evitar sentir cierto deseo hacia él. Se

sentó más cerca todavía.
Él seguía hablando sobre lo que debían hacer. Ella intentaba prestar atención, pero no

podía. Percibió su musculatura. Bajo la fina ropa se podía ver que se había acentuado,

probablemente de hacer ejercicio en la cárcel.
También percibió su olor corporal. No podía entender cómo le podía gustar si no era de

ninguna colonia ni perfume. Pero hacía que se sintiera como un animal a punto de saltar

sobre su presa. Se dijo que no era un buen momento para pensar en eso. Con cierto dolor se

obligó a coger algo que le tendió él.

-"...asique ya sabes, con suavidad".
Ella no se había enterado de nada. Maldijo ese instinto que le había traicionado, pero no le

dijo nada a él. Haría como si se hubiera enterado: cogió esa especie de cañón. Su forma le

recordaba a algo, pero no podía decir a qué.
Ahora una nueva emoción hizo a ella se le acelerara el pulso: después de tantos años, iba a

salir de allí. Ya casi no recordaba algo que no fuera eso. Se preguntó si estaba soñando, ¿

pero que mas daba? Cómo se sentía, realidad o no, era lo que contaba.

Abrieron la puerta. Los pasillos estaban oscuros, aunque se veía alguna que otra monja

deambular por ellos.
Él dijo en voz muy baja, susurrando:
-"Tenemos que intentar evitar hacer daño a nadie. No somos como ellos."
Ella sintió cierta rabia ante esas palabras. Tenía todos los motivos del mundo para asesinar

a aquella gente si hiciera falta. Habían enclaustrado sus sentimientos. Habían negado su

forma de pensar. Decían que era "impura". ¿Qué sabían ellos? ¿Qué había más exquisito,

halagador, que el sexo? ¿Por qué negaban de aquella forma lo que ellos mismos sentían? ¿A

qué temían? ¿Por qué está vetado, censurado, mal visto, el hecho de dar placer a otra

persona, a hacerla sentir bien, y recibir un tanto de lo mismo? ¿Acaso existe algo más

natural y halagador que el hecho de entregarse a alguien para hacerle sentir bien? ¿Algo que

iguale esa sensación, cuando amas a una persona?
Ellos eran los que corrompían todo. Ellos.

Pero intentaría controlarse a pesar de ello.

Él cogió una de las botellas, le metió un pañuelo encendido, y la tiró pasillo atrás.
Algunas monjas dieron una voz de alarma de incendio. Todas corrían hacia el incendio apra

apagarlo, pero se propagaba. Ellos dos corrían hacia afuera. Tras un par de recodos

divisaron a una monja gorda y alta que les cerraba el paso.

-"Eh, ¿A dónde os creéis que vais?"
Su cara era odiosa. Decorada por la sotana, era completamente caricaturesca, con los

mofletes saltones, piel morena, y muy muy arrugada. El ceño estaba fruncido siempre,

probablemente jamás se desfrunciese.

Ella cogió el cañón, y accionó el gatillo hasta el fondo, apuntando a esa cara que aparentaba bondad.
Para su sorpresa, salieron llamas. Muchísimas llamas. El grito que emitió la monja fue algo completamente sobrenatural. Pero no se inmutó ni salió corriendo. Simplemente se le quemó la cara, y debajo pudieron ver, atónitos, un perfil absolutamente negro. Pero no negro que se pudiera percibir como un material, si no mas bien una oscuridad negra. Como cuando es de noche y uno no puede ver nada en absoluto. Oscuridad.

Ambos salieron corriendo. La entrada principal estaba cerca, pero aquel ser les perseguía. El pasillo se alargaba por momentos.
Corrían. Y corrían.
Y corrían.
Pero el pasillo no acababa.

Él maldijo y no entendía nada.
En la mente de ella resonó una voz profunda, audible a pesar del estruendo de los latidos de su corazón.
-"Tienes una cuenta pendiente. No puedes irte hasta que no decidas que quieres hacer."

Giró la cara, y vio a aquel ser. Se había deformado: era una gran bola vestida de negro y blanco sucio, con trozos carbonizados de la máscara de monja que tenía anteriormente. del extremo superior de la bola salía oscuridad.

Ella apuntó nuevamente con el lanzallamas a aquel ser, y el resto de los atuendos ardieron. Era completamente deforme.
Ella, entre la rabia, sintió pena. Quiso acercarse y terminar de asarle a fuego lento.
Se veía, en el otro extremo del pasillo, la puerta, completamente cerrada. Él intentaba abrirla, sin éxito.
Ella aún dudaba. No podía terminar con esa aberración de la naturaleza. Algo le habría ocurrido para acabar siendo así. No creía que la maldad fuera algo natural.

Retiró el lanzallamas.
Y la puerta se abrió.

Cuando salieron afuera, la puerta se cerró. El edificio se desmoronó sobre sí mismo, y la luz exterior les cegó reflejada en la polvareda que se levantó.
Los barrotes, tan negros e inaccesibles, se derritieron.
Saltaron aquella masa informa semilíquida, y misteriosamente estaban en medio de la montaña. Bajaron como pudieron, cogidos de la mano. Él se cayó una vez, rasgándose el hombro con una piedra. Ella le ayudó a levantarse.

Recorriedon algo más de un KM. Estaban exahustos. Entonces ella reparó en que ya no había peligro alguno, y en lo agradecida que le estaba a él. Corrió hacia él, y le besó. Cayeron bajo un pino: el suelo era mullido.
Fue un beso largo. Ella quería beberselo, alimentarse de él, recordar como era el perfil de sus dientes por la cara de atrás...
__________________________________________

Fin de la version para menores de 18 años ^o^



¿Cuándo? 16/10/2006 19:28.


gravatar.comPerpetrado por Rutger

Yo le dejaba un "Continuará..."
-----------------------------
O quizá un final tipo Eyes Wide Shut, es decir, que cuando dicen la frase crítica del final... Fin.
-----------------------------
O quizá este (escrito tipo borrador):
De un portazo, entra la monja con una escopeta, ella dice "¡Venga, hazlo ahora y termina con todo esto!" y... créditos. Y después, un plano de la puerta por fuera de la habitación, sale una monja con una escopeta humeante y cierra la puerta. Fin (¿a alguien le suena?)
------------------------------
O incluso aún mejor éste, un poco más surrealista, pero por imaginación que no sea:
Ella tenía la marca de la concubina de Lucifer. Sería quien daría a luz al anticristo. Él era el Jesucristo de hace 2006 años enviado nuevamente por Dios con otro tipo de misión.
Cuando Mota cumpliese 20 años, debía tener en su interior un hijo. Si la semilla era de Lucifer, nacería el portador del Apocalipsis; si pertenecía a Jesucristo, sería el nuevo Mesías, que traería la salvación a este mundo una vez más.
Ella lo sabía. Debía poseerle a él para proteger la humanidad. Hasta cierto punto soportó su confinamiento en la casa del Señor, pensando que su sacrificio valdría la pena.
Cuando el ritual terminó, estas palabras salieron de su boca:
"Has servido bien a tu causa"
"Me alegro de que esto haya terminado por fin", respondió ella.
"Esto no ha terminado. Acaba de empezar"
"¿Cómo?"
Lo que vió ella entonces no estaba hecho para los ojos de los mortales. La luz empezó a tambalearse, y en lo poco que alumbraba la cara de él, podía verse cómo se retorcía. No se trataba del anterior salvador, sino del propio Lucifer.
"¡No puede ser! ¡No es posible!", pensó ella, horrorizada. Sabía que en esta ocasión no había aborto posible.
"Oh, sí es posible. Te has entregado a mí por propia voluntad, y eso fue suficiente para que puedas contemplar junto a mí un nuevo mundo. El demonio que fue derrotado se levantará contigo. De los cielos lloverá fuego, y los mares se convertirán en sangre. La bondad caerá ante la maldad, y toda la creación temblará ante el estandarte ardiente del infierno.”, dijo él. Ella oía su voz como miles de agujas clavándose en su corazón.
“¡Vosotras! Ya sabéis lo que debéis hacer”
Entraron cuatro monjas, se quitaron la capucha y podía vérseles calvas. Entonces, les salieron dos cuernos en la frente y un par de alas en la espalda a cada una.
“¡Son súcubos!”, se sorprendió ella.
“Sí. ¿Una preciosidad, verdad?”, respondió Lucifer.
Los cuatro seres cogieron a Mota y la bajaron a los calabozos del monasterio demoníaco, y entre sus muros podía escucharse su voz: “¡NOOOOO!”.
Nueve meses después, el 27 de Diciembre, nacería un niño que traería la perdición a este mundo, y Mota, ahora inmortal, vería el fruto de su fracaso durante toda la eternidad.
Fin
------------------------------
Este último final no es nada personal, es casualidad que el personaje hembra se llame así.



¿Cuándo? 18/10/2006 20:20.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Artículos anteriores

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris